Formación y desarrollo de los empleados en la empresa

El principal activo de una empresa es el talento de sus profesionales. La formación y desarrollo de los empleados ofrece la adquisición de habilidades y competencias que el profesional precisa para desarrollar capacidades para desempeñar con mayor eficiencia en su puesto de trabajo, además de su mejora continua. Esto aumenta la productividad, la motivación y los resultados obtenidos.

La formación de personal también se conoce a través de términos como reskilling y upskilling. Las primera se basan en formar el empleado para ocupar un nuevo puesto, mientras, las segundas buscan formar al profesional en nuevas habilidades que optimicen su desempeño dentro de la empresa. Ambas formaciones son necesarias para el desarrollo de los empleados en la empresa.

Según Alfredo Corrales Vaquero, autor del libro “Administración de Recursos Humanos”, mencionan que la “formación profesional es el conjunto de acciones que permiten a una persona alcanzar y desarrollar los conocimientos indispensables para ocupar un puesto de trabajo, y acrecentar las destrezas necesarias para su progreso laboral, con satisfacción de sus necesidades técnicas y humanas y las de empresa a la cual servir y servirá”.

Actualmente la transformación digitalización es una herramienta clave para las empresas, a la hora de ahorrar tiempo y dinero. Un software de formación ayuda a crear un plan formativo, supervisa todo el proceso y, lo más importante, garantiza el crecimiento del trabajador. Facilita que tus empleados alcancen todo su potencial.

Desarrollo-de-empleados

Ventajas de impartir formación a los empleados

Es necesario establecer procesos de formación continuo e integrados a las plantillas, pero que sean adaptativas a las novedades del mercado laboral.

Algunas de sus ventajas son:

  • Aumento de la satisfacción y motivación de los empleados
  • Evaluación personalizada y preventiva de cada empleado
  • Crecimiento vertical y horizontal dentro de la empresa
  • Adquisición y evolución constante de las habilidades de cada empleado

 

Sin embargo, se debe de desarrollar un plan de formación en base al talento humano y las necesidades de la empresa. Para ello es necesario realizar los siguientes pasos:

  1. Redacción de objetivos específicos
  2. Selección del contenido y el formato a enseñar dentro del curso
  3. Programar el curso e identificar a los formadores
  4. Seleccionar al público objetivo
  5. Usar un sistema de evaluación
  6. Desarrollar un presupuesto
No Comments

Post A Comment