II Jornada de visita a la «Casa Cuna» de Santa María de Leuca

El pasado jueves 24 visitamos la “Casa Cuna” Santa María de Leuca para conocer la labor que hacen las hermanas. En la Casa cuna, cuentan con 40 niños y niñas internos y 40 externos en guardería, todos ellos con edades comprendidas entre los 0 y 6 años.

Casa Cuna: labor social gracias aportaciones voluntarias

 

Casa Cuna: labor social gracias aportaciones voluntarias

 

Esta congregación de hermanas no reciben subvenciones del Estado, ni de los ayuntamientos. Se financian gracias a las aportaciones voluntarias de familias y asociaciones que ponen en valor este proyecto de acogida de menores. La congregación tiene presencia en 7 países y cuenta con 60 años de recorrido dedicada a los más necesitados.

Concretamente en Casa Cuna son 30 hermanas, muchas de ellas enfermeras y colaboran con los hermanos de San Juan de Dios fuera de Madrid.

Desde Watch&Act, valoramos enormemente la labor la de estas religiosas. Por ello, quisimos aportar algunos bienes necesarios para los más pequeños como son productos de higiene personal, ropa y algunos juguetes.

 

La visita de W&A a Casa Cuna

 

Nos recibió la hermana Tomasina, coordinadora responsable, que nos estaba esperando para contarnos la labor que realizan con estos niños; la mayoría, hijos de comunidades locales inmigrantes sin ningún recurso. Personas sin hogar, que deciden dejar a los niños al cuidado de la “Casa cuna”. La hermana Tomasina, nos contó la situación en la que llegan los menores y la labor de las religiosas una vez lo hacen.

 

 

Gracias al proyecto, proporcionan atención y asistencia sanitaria así como educación y enseñanza a tanto a los niños internos como externos. Según nos contaron las hermanas, han conseguido que las madres de los niños internos los visiten los fines de semana. Los niños que no se quedan en la “Casa cuna”, están en régimen de guardería.

Sor Tomasina nos contó cómo estaban viviendo la situación de la crisis sanitaria actual debido al COVID-19. Presumen orgullosas y afortunadas de que ninguno de los niños ha salido contagiado a lo largo de todos estos meses, a excepción de apenas un par de las religiosas con síntomas muy leves. Desde el inicio de esta, cancelaron los voluntariados con los que contaban anteriormente por la precaución y seguridad de todos.Sin embargo, quisieron recalcar con enorme gratitud, el aumento de las donaciones de personas, familias y organizaciones españolas durante la pandemia para apoyar y ayudar a estos niños.

En la Casa cuna, disponen de varios patios de recreo en el exterior separados por edades para el disfrute de los pequeños. También tienen una sala habilitada con camas donde dormir la siesta después de comer. Cuando estos niños acaban su etapa en este centro, hacen una fiesta de graduación, “es un momento de alegría para ellos”. Las hermanas lo expresan muy bien en sus visitas y son un claro ejemplo de trabajo constante por los demás. Además, este año, las hermanan celebran el inicio del proceso de beatificación de su fundadora, haciéndola venerable.

Desde Watch&Act, estamos involucrados con nuestros compromisos éticos y en ayudar a los que más lo necesitan y, consideramos fundamentales estas acciones de Responsabilidad Social Corporativa dentro de nuestra actividad empresarial como parte del core de nuestra organización.

 

 

 

No Comments

Post A Comment