La importancia del personal para potenciar el impacto empresarial

La motivación, la productividad y el desempeño son tres conceptos que desde siempre han tenido relación con el entorno laboral. Aunque en los últimos años las herramientas tecnológicas se han ido desarrollando exponencialmente, con la actual crisis sanitaria en la que nos encontramos, ha forzado a las empresas a potenciar y apostar por estas tecnologías para poder continuar con una actividad empresarial segura, eficiente y productiva. Además, esta innovación también impulsa a las empresas a ser más competitivas respecto a la competencia.

 

Pese al avance tecnológico, el capital humano es el recurso de más valor de la empresa. Por ello mantener la motivación de los empleados es clave para un buen desarrollo de esta. Los empleados son la base de una organización.

 

 

La motivación es el propulsor de la realización de cualquier trabajo. Hoy en día, hay múltiples herramientas que ayudan a mantener la motivación de los empleados, especialmente en los periodos de teletrabajo; donde la reducción de socialización y soledad crea un pérdida de perspectiva del resto de la empresa en ellos.

 

Razones para mantener la motivación del personal para potenciar el impacto empresarial

 

  1. Los trabajadores rendirán más y realizarán su trabajo con mayor eficacia.

 

  1. Los trabajadores recogen un mayor crecimiento personal y profesional.

 

  1. Aumento de la sensación de pertenencia al equipo.

 

  1. Empleados más ágiles y creativos para buscar soluciones.

 

  1. Aumento de la productividad total y de la competitividad de la empresa.

 

  1. Reduce posibilidades de fuga de talento.

 

  1. Dada la buena imagen con el capital humano, la organización atrae a nuevos e innovadores talentos.

 

El análisis de impacto empresarial se emplea para preparar a la organización de diferentes interrupciones de la actividad empresarial tanto internas como externas que pueden afectar altamente tanto a la rentabilidad como a la productividad y eficiencia de esta.

El personal y el impacto empresarial

 

El capital humano de una empresa determina su importancia en que la materia prima se convierten en productos terminados para su posterior venta al pasar por el proceso de producción, liderado por los empleados. Este proceso, por lo tanto, estará marcado por la experiencia y eficiencia del empleado para producir estos bienes finales y servicios de cara al público.

Por otro lado, como ya se ha visto, la tecnología también está muy relacionada con el capital humano. Que los empleados estén capacitados adecuadamente para el aprendizaje y la adaptación a las nuevos tecnologías y procesos de trabajo será determinante para potenciar el impacto empresarial.

Aquí el departamento de Recursos Humanos (RR.HH.) entra en juego y tiene el papel de establecer las relaciones y los procedimientos entre los empleados y las necesidades de la empresa. Una óptima administración del capital humano ayuda a potenciar el rendimiento de la organización y a la generación valor de las misma, de tal manera que:

  • hace más eficientes los sistemas y procesos de recursos humanos.
  • alinea al personal con objetivos de la empresa.
  • asegura la posición de la empresa dentro del mercado y su competitividad.

 

No Comments

Post A Comment